¿Necesitamos hacer cosas nuevas para aprovechar la vida al máximo?

La vida no trata de encontrarse a uno mismo, sino de crearse a uno mismo. -George Bernard Shaw-

Vivir la vida al máximo significa aprovechar todas las oportunidades de generar sensaciones nuevas que te hagan experimentar esa sinergia entre tu vida y tu mismo.


En una conversación que tuve hace unos días, surgió esta cuestión. La necesidad o no de vivir experiencias para aprovechar al máximo la vida. Alguien contesto que no, que no era necesario. Su respuesta fue:

"Hay gente que es feliz en su estado actual, no necesita vivir nuevas experiencias para mejorar. Si yo soy feliz viviendo de esta manera, haciendo lo mismo día tras día, no necesito hacer otras cosas, ya soy feliz haciendo lo que hago".

Este es un claro ejemplo de alguien que se siente confortable. La gente confunde muy a menudo vivir confortablemente con ser feliz. Día tras día hacen las mismas cosas, no se atreven a aprender algo nuevo que les pueda generar una mejora o no se ocupan de buscar nuevas emociones o sensaciones en su vida. ¿Viven? Si, viven; están cómodos, pero se están perdiendo todo lo bueno que hay allí afuera.

Este modo de vida no permite aprovechar todas las oportunidades de experimentar, sentir, aprender, crecer o mejorar que nos proporciona nuestra existencia. Nunca se darán cuenta de eso. El nivel de bienestar emocional de cada persona dependerá de sus hábitos, valores personales, ambiciones, situaciones puntuales, estado físico o nivel de estrés, entre otros, pero mejorar la percepción de tu estado personal es algo que se puede conseguir, si quieres, claro. 


No se trata de tirarse en paracaídas o cruzar a nado el estrecho para exprimir al máximo la vida, se trata de generar nuevas emociones y sensaciones con las oportunidades que tenemos de hacer cosas nuevas.

Estimular el cerebro con nuevas experiencias es una manera de hacerlo trabajar para mejorar tu capacidad de atención y de generar nuevos aprendizajes que te van a servir para poder tener más capacidad de resolución y más empatía. Tendrás más recursos internos de cara a solucionar problemas o tomar decisiones. Son aire fresco para tu mente. Mejorará tu felicidad, te lo aseguro. 


Descubrir que hay allí afuera, más allá de las rutinas diarias (la famosa zona de confort), transforma tu vida, le da más sentido. Aprendes cosas que nunca, de ninguna otra manera podrías aprender. Te ayuda a crear el estilo de vida que deseas adoptando estas nuevas sensaciones a tus rutinas diarias.

Sin duda, hacer cosas nuevas periódicamente es una de las mejores y más fructíferas decisiones que puedes tomar para empezar a cambiar tu vida y comenzar a pasar del modo confortable al modo vivir. 


Las rutinas sin sentido, entendidas como aquellas cosas que realizamos que no nos aportan ningún tipo de beneficio ni físico ni mental, hechas de manera automática, nos sumen en un estado de aletargamiento; merman nuestras capacidades y limitan tu nivel de felicidad.

La vida no debería ser un viaje hacia la tumba con la intención de llegar a salvo con un cuerpo bonito y bien conservado, sino más bien llegar derrapando de lado, entre una nube de humo, completamente desgastado y destrozado, y proclamar en voz alta: ¡Uf! ¡Vaya viajecito! (Hunter S. Thompson).

No quiero decir que las personas que viven en su área de confort (modo confortable) no sean felices. Puede que sí, pero a un nivel primario, solo por satisfacer las necesidades básicas. Si eres de los que quieres aumentar hasta máximos esos niveles de felicidad y bienestar, y quieres que, cuando seas viejit@, poder tener esas historias que contar tus nietos, empieza a descubrir lo que hay allí afuera.

Lista gratuita de acciones para experimentar



  • Experimenta sabores nuevos comiendo en restaurantes diferentes.
  • Corre un maratón o un medio maratón, o 10.000 metros, o 2 kilómetros.
  • Aprende a tocar un instrumento musical.
  • Viaja a sitios nuevos.
  • Lee sobre temas diferentes.
  • Haz submarinismo.
  • Escucha música clásica.
  • Mantente en silencio durante 5 minutos al día.
  • Vive durante 20 días sin smartphone.
  • Di que si siempre a quedar con amigos o salir de casa.
  • Crea un blog.
  • No hagas nada.
  • Tírate en paracaídas.
  • Prueba una cerveza nueva cada semana.
  • Ten un hijo o dos.
  • Escribe un libro.
  • Ten sexo en lugares diferentes.
  • Implementa GTD como método de organización de tareas.

Añade lo que quieras, siempre que sea algo que no has hecho nunca. Y empieza por lo que más miedo te dé.

Ponte en modo vivir.

Un abrazo.
Carlos.

Post relacionados:

El mejor café del mundo
Por qué no debes guardar tu vino para la mejor ocasión.
Trabajo en equipo: III Carrera ESIC empresas



Foto: Bossfight.co


SUSCRÍBETE y recibe todas las novedades y contenido exclusivo.
      

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.